ASiMM frenó la “economía colaborativa” de Rappi y Glovo en la Legislatura

<div class="at-above-post addthis_tool" data-url="http://sitiogremial.com.ar/asimm-freno-la-economia-colaborativa-de-rappi-y-glovo-en-la-legislatura/"></div>La Asociación Sindical de Motociclistas, Mensajeros y Servicios (ASiMM), el gremio que conduce Marcelo Pariente, impidió que se trate la reforma de la ley de tránsito y transporte. “Quisieron usar […]<!-- AddThis Advanced Settings above via filter on get_the_excerpt --><!-- AddThis Advanced Settings below via filter on get_the_excerpt --><!-- AddThis Advanced Settings generic via filter on get_the_excerpt --><!-- AddThis Share Buttons above via filter on get_the_excerpt --><!-- AddThis Share Buttons below via filter on get_the_excerpt --><div class="at-below-post addthis_tool" data-url="http://sitiogremial.com.ar/asimm-freno-la-economia-colaborativa-de-rappi-y-glovo-en-la-legislatura/"></div><!-- AddThis Share Buttons generic via filter on get_the_excerpt -->

La Asociación Sindical de Motociclistas, Mensajeros y Servicios (ASiMM), el gremio que conduce Marcelo Pariente, impidió que se trate la reforma de la ley de tránsito y transporte. “Quisieron usar a la legislatura como escribanía para legalizar el fraude de la economía colaborativa, pero logramos impedirlo”, sentenció el sindicato.

“Existe la Ley 5.526 sancionada en 2016, que el Poder Ejecutivo se niega a cumplir de manera sistemática, ya que implicaría que las empresas supranacionales Rappi y Glovo tengan que reconocer la relación de dependencia de sus trabajadores”, aclaró el secretario General de la ASiMM, Marcelo Pariente.

Al respecto, el dirigente informó que “debido a esta situación, un juez dictó una medida cautelar que obliga a los funcionarios a poner en funcionamiento el RUTRAMYC (Registro Unico de Trabajadores en Motovehículos y Ciclorodados), y para asombro de todos, en lugar de cumplir con el mandato de la Justicia, intentaron cambiar la ley para dejarla hecha a medida de los intereses de las grandes corporaciones, derogando la relación de dependencia y entregando la logística en dos ruedas a capitales sin patria”.

En el mismo sentido, el secretario Adjunto del gremio, Maximiliano Arranz, agregó: “Los trabajadores del transporte estamos siendo el tubo de ensayo de la nueva ola flexibilizadora, en nuestro caso bajo el eufemismo de economía colaborativa”.

“En la última sesión del año intentaron romper las históricas conquistas del movimiento obrero argentino, legalizando el fraude laboral y la explotación en nuestra actividad. Pero nos subestimaron, y se encontraron con que los motoqueros no somos empanaditas que se van a comer con solo abrir la boca. Por acá no pudieron pasar”, finalizó el dirigente.

ASiMM cuenta con más de 4.500 afiliados en la ciudad de Buenos Aires y provincia de Buenos Aires, de los cuales dos mil ciento cincuenta pertenecen a empresas tecnológicas (app/plataformas).

El sindicato agrupa a los trabajadores que realizan sus tareas laborales utilizando como herramienta de trabajo una moto, triciclo, ciclomotor, cuatriciclo, bicicleta y/o todo vehículo de dos ruedas que realice gestiones, entregas y retiro de sustancias alimenticias, comercio electrónico, y elementos varios de pequeña y mediana paquetería en cualquiera de los vehículos citados en un plazo menor a las 24 horas.